LUCIO “EL INDIO” ROJAS TRAJO SU INCONFUNDIBLE VOZ A LA SALAMANCA

El cantautor Lucio “El Indio” Rojas subió un año más al escenario “Jacinto Piedra” durante la tercera noche salamanquera, mostrando y expresando su inconfundible voz junto a una selección especial de los temas más importantes de su repertorio.
Al dialogar con la prensa, expresó: “Estar presente un año más en este festival primero me llena de emoción, me llena de alegría, después me llena de responsabilidad, porque arranqué de muy joven en el 99 con Los Carabajal y hoy llegar a este escenario como solista tiene mucha relevancia, creo que el camino recorrido te facilita el poder expresar y cantar lo que uno quiere”.
“Yo vengo del Chaco Salteño, un lugar que sigue siendo olvidado y abandonado, que está fuera del sistema, no tiene caminos, no tiene la comunicación necesaria, por eso creo que tengo que defender el lugar de donde vengo, pero creo que hay que buscar el equilibrio y para construir caminos hay que voltear árboles, y para lograr comunicación tiene que llegar la energía eléctrica, el internet y las comunicaciones, y quizás para lograr algo hay que desprenderse de otras cosas”, explicó.
“Cuando canto no me olvido del chañar y del mistol que juntaba de chico, no me olvido del agua que se llevó el árbol, es buscar el equilibrio para poder cantar con el corazón. A nuestra madre tierra la golpeamos de muchas maneras y desde mi lugar, la trato de defender”, reflexionó.
Sobre la empresa discográfica iniciada desde su familia, junto a sus hermanos, dijo: “Son muchos años trabajando en la música, hace muchos años que hemos decidido trabajar y vivir para la música, después nos fuimos dando cuenta de que las grandes empresas discográficas no acompañan a los del pueblo, por eso tuvimos que revelarnos de cierto modo y hacernos sentir, eso es posible gracias al cariño de la gente, a su acompañamiento que viene desde hace años”.
“Jorge es el cacique y el abanderado de nuestra familia, y saber nuestros roles nos permite tener hoy una empresa, una productora musical, desde donde trabajamos con mucha gente y a la vez podemos dar muchas fuentes de trabajo. Estamos plantando una nueva historia en nuestra familia”, subrayó.
Al hablar del festival dijo: “Es uno de los festivales más importantes que tiene la puerta del NOA, ser parte de esta grilla es hermoso, es muy lindo para los cantores porque te encuentras a muchos amigos, no pasa seguido poder tener muchos colegas, no todos los festivales generan esas cosas, con tantos artistas de potencial importante”.
Sobre su proyección en el 2020, agregó: “A mí me pasan cosas maravillosas cuando pienso en este recorrido, para mí personalmente el hecho de que Jorge Rojas se haya ido de Los Nocheros, yo de Los Carabajal y Alfredo de su carrera en la música tropical, nos dio la oportunidad de cantar juntos, los hermanos. Cuando llegó la consagración de Jesus María, luego Cosquín, cuando te regalan un premio así tiene mucha responsabilidad, es mantenerte con las canciones es lo que te permite comunicar con la gente, son las canciones que hacen que te reveles y que la gente te acompañe, se identifiquen con ellas. Soy un convencido de que las canciones son el motor de un cantor”.